Ir a la web del INAEM (ventana nueva)
Usted está aquí: Inicio Multimedia Biografías Marius Petipa

Multimedia

Biografías

Marius Petipa

Marius Petipa

Bailarín, coreógrafo y maestro, considerado el `padre del ballet clásico´

 

 

 


Marsella, 1818 - Gurzuf (Crimea), 1910


Nacido en una familia dedicada al teatro y a la danza, comenzó los estudios de ballet con su padre en Bruselas e hizo su primera aparición en escena en 1823, aunque él mismo reconoció que se sintió más atraido por la música que por el ballet, por lo que compaginó los estudios de violín en el Conservatorio con la aparición en los ballets montados por su padre.
En octubre de 1839 realizó una gira por Norte América pero regresó sin concluirla. A su vuelta a Francia trabajó como primer bailarín de la Ópera de Nantes (1839-1842), donde creó sus primeras coreografías. En 1843 se trasladó al Gran Teatro de Burdeos, donde permaneció hasta la quiebra del teatro, en junio de 1844, momento en que viajó a España.
Marius Petipa fue primer bailarín del Teatro del Circo de Madrid hasta enero de 1847 y participó en los ballets Giselle, El diablo enamorado, Ondina, Esmeralda, La hermosa Beatriz, Farfarella, etc. Por otra parte, entre abril y agosto de 1846, realizó una gira por siete ciudades andaluzas. La repercusión que su paso por España tuvo para Petipa se evidenció posteriormente desde el punto de vista coreográfico ya que, una vez en Rusia, no solo incluyó danzas españolas dentro de sus ballets clásicos –La hija del faraón, El lago de los cisnes, Raymonda, etc.–, sino que fueron varios los ballets completos que creó con tema y bailes españoles. Entre ellos Paquita, La estrella de Granada o su famoso Don Quijote.
Aunque numerosas biografías del coreógrafo señalan que en España creó varias coreografías de tema español, no existe ningún registro documental que permita acreditar con rigor la existencia de alguna de esas obras.
En enero 1847, tras una romántica y prolongada fuga con una aristócrata española, abandonó España, y en mayo llegó a Rusia, donde formó una extensa familia y trabajó como bailarín y coreógrafo del Ballet Imperial, desempeñando el cargo de director entre 1869 y 1903.

Marius Petipa es una figura clave que conecta y enlaza el ballet romántico con el clásico, creado por él. El valor de su legado para la historia de la danza es inestimable y fue calificado por Balanchine como "el más grande de todos los maestros". Coreografió más de cincuenta ballets completos –La bella durmiente, La bayadera, Cascanueces (junto a Ivanov), etc.– y numerosas obras cortas, además de ser el creador de la estructura del paso a dos tal y como la conocemos hoy (entrée, adagio, variaciones y coda).

 

Por Laura Hormigón
Doctora en musicología y autora de
Marius Petipa en España (1844-1847). Memorias y otros materiales.

Acciones de Documento
  • Compartir

© INAEM. - Ministerio de Cultura y Deporte

Proyecto desarrollado por SEMIC