Ir a la web del INAEM (ventana nueva)
Usted está aquí: Inicio Multimedia Revista Entrevista a Manuel Forner `Hize´(Supremos Crew)

Multimedia

Revista

Entrevista

Entrevista a Manuel Forner `Hize´(Supremos Crew)

Publicada en marzo de 2011
Entrevista a Manuel Forner `Hize´(Supremos Crew)

"La danza urbana debería ocupar  el mismo lugar que cualquier otra danza"


En el mapa escénico de la danza urbana nacional, la agrupación Supremos Crew se alza como una de las más consolidadas. Con una trayectoria de más de una década, esta compañía formada por jóvenes breakers, ha sabido subir al escenario un movimiento que nació hace más de treinta años con carácter eminentemente urbano. En la actualidad, el colectivo está presentando Technized, último espectáculo estrenado. De todo ello habla para Danza.es Manuel Forner `Hize´, director de los Supremos.


Texto: www.danza.es
Fotos del espectáculo
Technized



P- Supremos Crew vive en la escena nacional desde hace más de diez años, ¿cómo ha evolucionado esta compañía desde sus inicios a la actualidad? 
R- Nuestro planteamiento, al principio, no fue el de compañía de  danza. Empezamos como "crew" en 1995 aprendiendo de manera autodidacta en la calle, juntos por diversión. Varios de nosotros vimos una salida profesional en la danza y nos presentamos a distintos cástings. De esa manera entramos en algunas compañías, en teatro y televisión. Más tarde conocimos a Dani Pannullo y trabajamos con él en varios proyectos como Oro negro y Desordances 3. Después de trabajar en distintas compañías nuestra perspectiva de "bboys" cambia, empezamos a ver las cosas desde otro punto de vista, vemos las posibilidades que tiene nuestro estilo a la hora de ponerlo en un escenario y decidimos organizar Supremos Crew como compañía para crear nuestros propios proyectos. 

P- Desde que usted la dirige, ¿se ha producido algún cambio notorio en el discurso de la compañía? 
R- Supremos Crew se ha centrado siempre en el mundo del Bboying, nuestro objetivo han sido las batallas y representar nuestro estilo dentro de la comunidad de la danza urbana.  Con la compañía busco salir de nuestras coreografías habituales para intentar aportar nuevas maneras de entender el bboying como expresión, con ideas nuevas, música diferente con mi propia visión y gustos sobre lo que a mí me interesa y me entretiene en un espectáculo de danza.  


P- La danza urbana nació hace más de treinta años como una manifestación espontánea, con la calle como escenario, ¿qué cree que permanece y qué ha cambiado al subirla a los teatros? 
R- Seguramente pasa lo mismo que con el flamenco o el tap dance. Son danzas que surgen de la calle, de un colectivo, dentro de un contexto y evolucionan para poder estar en un escenario.   Pasa igual con el graffiti, un graffiti de Banksy en la calle no es lo mismo que un lienzo suyo en una galeria, deja de ser graffiti y se convierte en arte. Cuando subimos la danza urbana a un escenario se convierte simplemente en danza. Mi opinión es que si algo esta bien hecho y tiene suficiente valor se merece estar en un escenario sin tener en cuenta las etiquetas.  

P- ¿Qué lugar cree que ocupa la danza urbana en la escena nacional actual?
R- En España ahora mismo se está consiguiendo que la gente la conozca y la acepte como cualquier otra danza habitual en las artes escénicas. El problema hasta hace poco han sido los prejuicios de la moda que vino en los 80 y la ignoracia que eso generó. En Francia, por ejemplo, hace años que gente como Blanca li usa bboys en sus compañias. Internacionalmente esta mucho más establecido en el mundo profesional. Hay que entender que es difícil para un chaval que ha aprendido en la calle pensar como profesión en la danza porque ni siquiera se lo plantean. La mayoría de los bailarines urbanos bailan por placer y reto personal. Sería importante más apoyo de las instituciones para crear ayudas e informar qué opciones hay para desarrollar esos talentos perdidos. Para mí la danza urbana es una forma de expresión visceral y auténtica que debería estar en el mismo lugar que cualquier otra danza.  


P- ¿Cómo trabajan en Supremos Crew a la hora de crear un montaje en cuanto a la coreografía? 
R- Nuestra manera de montar coreografías siempre ha sido a modo de colaboración entre todos los miembros del grupo.  Nunca ha existido una jerarquía, siempre hemos sido todos bailarines, coreógrafos y directores trabajando en una especie de comuna creativa. En esta ocasión hemos cambiado un poco nuestra forma de trabajar. Este espectáculo ha sido un experimento para nosotros en ese aspecto.  Yo me he encargado de dirigir todo el proceso con la ayuda de Verónica Mejía. La mayoría de las coreografías son creaciones mías y de Said Bensani. De todos modos, hemos seguido contando siempre con las ideas y los movimientos propios de cada uno de los componentes, continuando con el trabajo en equipo. Cada uno de nosotros aportamos nuestros conocimientos en nuestras distintas especialidades.   

P- ¿Y qué temas les interesan como motor de sus espectáculos?
R- En este momento nuestra intención es buscar nuevas formas de expresión con el bboying y la danza urbana. Huimos de la pedantería y no queremos ser pretenciosos, nuestro objetivo es aportar algo distinto al espectador y poner en escena todas nuestras ideas para experimentar con ellas. De todos modos no descartamos en un futuro buscar diferentes temas o crear una historia narrativa en la que basarnos. Con este show buscamos simplemente experimentar las diferentes formas y posibilidades con nuestro baile, buscar nuestro lenguaje propio y estética.


P- Y Technized es el último trabajo de la compañía..
R- Technized es una serie de escenas entrelazadas, diferentes experimentos que utilizan la danza urbana como base. En algunos números sacamos nuestro estilo totalmente de su contexto habitual, en otros lo colocamos compartiendo escenario con el flamenco o la danza contemporánea.  El nombre se refiere a el hecho de subir al escenario la danza urbana e intentar domesticarla  aplicando la técnica y la disciplina. Un espectáculo de 60 minutos donde mostramos nuestras habilidades y nuestras inquietudes escénicas, de una manera entretenida y dinámica. Es nuestra primera experiencia como compañía de danza y ha sido complicado trabajar desde cero, sin ningún recurso, pero por suerte la gente se ha implicado al máximo y hemos conseguido convertirlo en una realidad. 

Acciones de Documento
  • Compartir

© INAEM. - Ministerio de Educación, Cultura y Deporte

Proyecto desarrollado por SEMIC